La libertad de prensa, la expulsión de USAID, y los subsidios a Freedom House.

USAID_FreedomHouseQue pueden tener que ver la libertad de prensa en los países latinoamericanos, la Agencia de Desarrollo Internacional de Estados Unidos (USAID) y la organización americana Freedom House??

Pues es muy obvio y todo esta ante los ojos de aquel que quiera ver y leer lo que circula “libremente en internet.”

La organización Freedom House que analiza desde su “óptica particular” las libertades de la prensa en otros países menos en EE:UU, estableció sin muchos fundamentos que en Latinoamérica hay 6 paises que no tienen la libertad de prensa que según Freedom House tendría que tener.

Pero como verán no actúa por impulso propio sino mediante subsidios de la USAID y esto pone en duda absolutamente cualquier objeción que estas organizaciones realicen de cualquier país latinoamericano.

En un acto de soberanía que se hacía esperar y que da cuenta de la madurez política de un pueblo puesto de pie, y de la dignidad que orienta sus transformaciones estructurales para la conquista definitiva de su libertad, el gobierno plurinacional del Presidente Evo Morales acaba de expulsar del territorio boliviano a la Agencia internacional para el desarrollo de los Estados Unidos (USAID), instrumento clave de la Secretaría de Estado de los Estados Unidos para la injerencia política, la desestabilización social y el terror en nuestros pueblos.

En reiteradas ocasiones se ha insistido en la acción nefasta que cumplen en nuestros pueblos no sólo USAID, sino toda la institucionalidad financiera y de cooperación técnica del orden mundial capitalista, dependiente de la ONU, de la OEA, de la OCDE, de la OEI. Así como también esas otras instituciones subsidiarias de USAID, del Banco Mundial (BM), del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en las acciones conjuntas de sedición y terror. Las evidencias muestran que los pueblos liberados de las imposiciones que ejercen todos estos organismos conjuntamente con el FMI, son los únicos que alcanzan el bienestar y el desarrollo. Y algo que es fundamental, dignidad y capacidad de decisión. No sólo para ejercer el dominio sobre sus recursos sino para su explotación y producción, ahora sí, con sostenibilidad.

Cuba, es un ejemplo, tras cincuenta años de “bloqueo” y de no contar con la “ayuda” que incrementa la deuda externa y favorece los lucrativos negocios de los “socios” internacionales de esas instituciones. Lo es Venezuela, Ecuador y Bolivia. Los países que aún insisten en la economía de mercado y la inversión privada extranjera que viene amarrada con los paquetes de “ayuda” internacional, tienen los más altos índices de pobreza y de desigualdad. Y al otro lado de América latina, en todo Europa, tienen los paquetazos neoliberales de “rescate” financiero del FMI y el BM, que ha puesto a millones de trabajadores en la calle, les ha quitado sus pensiones, sus viviendas, sus seguros de salud, su deseo de vivir, condenando a las futuras generaciones a la mendicidad y el hambre.

Pero, los EE.UU no cesará en su empeño desestabilizador. Cuenta con las organizaciones subsidiarias de USAID, como la NED, el IRI, Freedom House, NDI, y con miles de ONGs, una prensa decadente y “compañías” de mercenarios que forman parte de las reformas que el ex-secretario de NNUU, Kofi Annan introdujo durante su gestión recogiendo las sugerencias del Informe Brahimi que le fue encargado a su amigo y actual enviado de esa Organización en Siria, Lajdar Brahimi.

Freedom House renuncia a subsidio millonario de USAID para no contestar a “preguntas peligrosas”

Lo peor es que los “supuestos objetivos de libertad” de Freedom House no resisten la libertad de prensa y resultan tan inconfesables que la misma organización decidió renunciar a un subsidio de 1,7 millones de dólares de la Agencia de Desarrollo Internacional de Estados Unidos (USAID) porque esa entidad está haciendo preguntas peligrosas sobre cómo se gastan sus fondos para favorecer la democracia de Cuba, informó la prensa de Miami.

Las peticiones de información de USAID “no son solo onerosas, sino que realmente aumentan los riesgos para lo que hacemos, especialmente en la era de Wikileaks”, dijo Daniel Calingaert, subdirector de programas de Freedom House.

Calingaert se refirió a información sobre la identidad y planes de viaje de las personas involucradas en sus programas para Cuba. Consideró que esos datos podrían filtrarse a La Habana y hacer que los participantes acaben en una cárcel de la Isla.

Freedom House explicó que la USAID añadió un requisito de revisar y aprobar por adelantado a todo contratista y subcontratista involucrado en el programa de ayuda a Cuba.

“Eso significa todas las personas que enviamos a Cuba” para entregar la asistencia de USAID, dijo Calingaert, “y eso nos impide llevar a cabo un programa efectivo”.

La organización indicó que ha estado cuatro meses negociando con USAID cómo cumplir con los nuevos requisitos “sin poner en peligro sus operaciones en la Isla”.

El Gobierno cubano considera que los fondos estadounidenses para Cuba están destinados a la subversión y la desestabilización.

El subcontratista de la USAID Alan P. Gross está cumpliendo actualmente una condena de 15 años de cárcel en La Habana, acusado de violar la soberanía del país y distribuir a “ncontactos” equipos de comunicación satelital prohibidos de última generació.

El control sobre el uso de los fondos se ha hecho más fuerte en los últimos dos años. El presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado, John Kerry, demócrata por Massachusetts, considera que el dinero solo ha servido para “provocar” .

El mes pasado, Kerry pidió una lista detallada de beneficiarios de fondos de USAID y el Departamento de Estado para los programas de Cuba. No recibió la información, debido a preocupaciones de que los datos pudieran ir a parar a manos de los servicios de inteligencia cubanos.

Freedom House dijo que sigue trabajando con subsidios de la Oficina de Democracia, Derechos Humanos y Trabajo (DRL) del Departamento de Estado, por un total de 1,3 millones de dólares, “para llevar a cabo algunos sondeos en Cuba y trabajar en el campo de la cultura juvenil”.

El fondo que la organización debía recibir de la USAID era la última parte de un total de 5 millones distribuidos en tres años y destinados a trabajar principalmente en el campo de documentación de derechos humanos, mostrando a los activistas cómo ir más allá de simples alertas de abusos y pasar a reunir pruebas y organizar expedientes de casos, así como apoyar plataformas digitales.

Freedom House, fundado en 1941, es un dinosaurio entre los mecanismos de injerencia de la ultraderecha norteamericana implicado en cientos de operaciones, recoge 1 699 394 dólares. Ocurre que este mecanismo de subversión fue explícitamente denunciado en enero en Cuba, en exhibió en el capitulo titulado “Ciberguerra “televisivo de la serie televisiva Las razones de Cuba.

Freedom House es vinculada a varios escándalos de uso indebido de fondos.

FUENTE:

http://www.aporrea.org/tiburon/a165015.html

http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article25935

Anuncios

Deja tu comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s